GESTION INTEGRADA DE PLAGAS

2 de January del 2014

El 1 de enero de 2014 entra en vigor la obligatoriedad a nivel nacional de aplicar los principios de la Gestión Integrada de Plagas (GIP) en todos los tratamientos fitosanitarios. Se trata del artículo 10.1 del RD 1311/2012, de 14 de septiembre (http://www.boe.es/boe/dias/2012/09/15/pdfs/BOE-A-2012-11605.pdf), por el que se establece el marco de actuación para conseguir un uso sostenible de los productos fitosanitarios.

Esta obligación se complementa con la exigencia de contar con un técnico asesor por parte de los agricultores que le aconseje cómo llevar a cabo esta GIP en su explotación. Según el mencionado Real Decreto, se entiende que ya cumplen con la GIP aquellos agricultores que, trasladado a nivel de Castilla-La Mancha, pertenezcan a una ASV o sean agricultores ecológicos cumpliendo el Reglamento (CE) n.º 834/2007.

Por otra parte, existe un listado de explotaciones exentas de contar con técnico asesor (aunque tienen que llevar a cabo igualmente la GIP) en función del cultivo, de si produce en secano o regadío, y de la superficie de la explotación. Lo más destacable a nivel regional es que los cultivos herbáceos están exentos de asesoramiento y que las explotaciones de vid o de olivar con más de 5 ha, ya sean de secano o regadío, así como las hortícolas con más de 2 ha, están obligadas a tener un técnico asesor.